¿Qué debo hacer cuando me duele la garganta?

Dolor de garganta

El dolor de garganta es uno de los más frecuentes. Suele empeorar por la mañana, ya que por la noche al dormir la garganta se seca. Lo más importante es identificar cuál es su origen. 

La mayor parte de las veces está causado por infecciones virales, como la gripe o el resfriado. Además, son generalmente leves y desaparecen al tiempo con unas breves pautas, o la toma de analgésicos de venta libre en farmacia, como el paracetamol o el ibuprofeno. No obstante, si el dolor es severo y no mejora con los días, o bien se acompaña de fiebre alta o inflamación de los ganglios conviene acudir al especialista. Puede tratarse también de una infección bacteriana, por la que se nos deba recetar antibióticos.

 

Pero, ¿qué podemos hacer ante un fuerte dolor de garganta? Para poder entenderlo, Alejandro Martínez Morán, médico especialista en Otorrinolaringología del Hospital Quironsalud A Coruña, explica que el dolor de garganta normalmente se ocasiona por una inflamación en alguna zona de la faringe.

 

"Lo más importante es que no ocasione problemas para tragar o para respirar. También es importante descartar que haya fiebre. Si no es así se puede tratar con algún antiinflamatorio, como el ibuprofeno. Si aparecen signos de alarma con dificultad para la deglución, la respiración o fiebre, es importante acudir al especialista", añade.

 

A su vez, el otorrino destaca el papel de la hidratación, ya que, según subraya, hidratar la faringe se consigue que la saliva sea más fluida y se movilice mejor. "En caso contrario se quedará adherida a la garganta y para eliminarla tendremos que toser y con ello nos dolerá más la garganta", añade. Aquí indica también que un caramelo puede aliviar ligeramente el dolor de garganta porque estos hacen salivar la faringe y así ésta se hidrata.

 

Así, indica que la causa más frecuente es la infección por alguna bacteria o un virus. "Normalmente con la afectación bacteriana aparecen unos depósitos blanquecinos en las amígdalas, mientras que con las viriasis es frecuente que aparezca enrojecida toda la mucosa de la faringe. Otras causas menos frecuentes serían la aparición de algún tumor, y en estos casos no desaparecería el dolor en 1 ó 2 semanas; como sí en los casos anteriores", apostilla el especialista.

 

Por ello, aconseja acudir al especialista con aquellos dolores que no ceden en dos semanas, que desarrollen fiebre que no responde a tratamiento antitérmico habitual, ante la aparición de bultos duros en el cuello, o frente a la alteración de la respiración o de la alimentación, así como por la modificación de la voz.

 

EL PAPEL DE LOS REMEDIOS CASEROS    

 

Sobre el papel de los remedios caseros a la hora de aliviarla, Martínez Morán indica que la miel puede actuar como calmante local de la zona que duele, aunque eso sí, recomienda no abusar de la misma por la cantidad de azúcar que tiene. Además, señala que tiene otro problema, y es que en algunas personas produce acidez de estómago.

 

En cuanto a llevar tapada la garganta, Martínez Morán sindica que puede servirnos para no enfriarnos y, por lo tanto a hacernos más resistentes a las infecciones. Por otro lado, el doctor desaconseja beber bebidas muy calientes o muy frías si se presenta dolor en la garganta, ya que nos puede doler al pasar el líquido por nuestra faringe, que está especialmente sensible por la inflamación.

 

TRATAMIENTO ANTE EL DOLOR DE GARGANTA    

 

En último lugar, el especialista de Quironsalud A Coruña resalta que el tratamiento general del dolor de garganta es a partir de antiinflamatorios y anestésicos locales. En los casos en los que se sospeche una infección bacteriana, como el estreptococo, habrá que pautar un antibiótico.

 

El departamento de Salud de Estados Unidos, señala en este contexto que la faringitis es la infección bacteriana de garganta más común. Aunque puede ocurrir en adultos, la faringitis estreptocócica es más común en los niños de entre 5 y 15 años de edad.

 

Para verificar si se tiene faringitis estreptocócica, el médico tomará una muestra faríngea. Si los resultados confirman que tiene el estreptococo, le recetará antibióticos. "Después de 24 horas de tomarlos, usted ya no debería contagiar. Probablemente comenzará a sentirse mejor dentro de un par de días, pero para recuperarse plenamente es importante terminar toda la medicina", advierte.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: