Mil euros por cada iPad para sus señorías en el Congreso: más de 500.000 euros de gasto

El Congreso convocó este concurso en abril un importe de 587.200 euros, impuestos incluidos, aunque finalmente la adjudicación se ha producido por 417.085,71 euros sin IVA, que ascienden a 504.673,71 euros con los impuestos incluidos.

La empresa Asseco Spain, socio de negocio de Apple para el segmento empresarial y corporativo, se ha hecho con el concurso convocado por el Congreso para comprar los iPad que estrenarán los 350 diputados de la XIII Legislatura y que se ha adjudicado por un importe de 504.673 euros. Cada uno de estos aparatos ronda en el mercado los 1.000 euros.

 

Según han informado a Europa Press fuentes parlamentarias, la adjudicación la ha realizado la Mesa de la Diputación Permanente del Congreso este lunes, justo un día antes de que se constituya la Cámara Baja surgida de las elecciones generales del pasado 28 de abril.

 

El Congreso convocó este concurso en abril un importe de 587.200 euros, impuestos incluidos, aunque finalmente la adjudicación se ha producido por 417.085,71 euros sin IVA, que ascienden a 504.673,71 euros con los impuestos incluidos.

 

La ganadora ha sido la filial española de la multinacional Asseco, que asesora a compañías de diferentes sectores en todas sus necesidades relativas a las nuevas tecnologías. En nuestro país ya está presente en los sectores de transporte, banca, seguros, educación, farmacia, sanidad y Administraciones Públicas.

 

iPad PRO 11 PULGADAS

 

En concreto, según los pliegos aprobados por la Mesa de la Diputación Permanente del Congreso, la Cámara va a adquirir 400 tabletas iPad Pro, de 11 pulgadas, (350 para los diputados y 50 para los altos funcionarios de la institución) y sus correspondientes paquetes de software.

 

Los diputados que ya tenían escaño y han logrado renovarlo podrán seguir utilizando los teléfonos iPhone que tenían en la anterior legislatura, y sus nuevos compañeros usarán terminales del mismo modelo, de 2018, que la Cámara tiene en 'stock'.

 

Pero lo que sí estrenarán todos serán las tabletas, ya que el Congreso decidió convocar un concurso 'ad hoc' para comprarlas, habida cuenta de que se venían utilizando hasta ahora datan de 2016 y Apple va a dejar de fabricarlas próximamente.

 

Para facilitar el desempeño de la labor parlamentaria de sus señorías, el Congreso ha desarrollado varias aplicaciones (apps) para dispositivos móviles con sistema operativo IOS, que es el que se utiliza tanto en los smarphones como en las tabletas que se han usado en la legislatura que está a punto de concluir.

 

COMPATIBLE CON LAS APP DE LA CÁMARA

 

Por eso la Mesa de la Diputación Permanente determinó en abril que el equipamiento de movilidad para la siguiente legislatura tiene que ser compatible con los móviles. Por tanto, según se detalla en los pliegos del contrato, las nuevas tabletas deben contar con "características de funcionamiento y servicios plenamente integrables".

 

De lo contrario, aduce la Cámara, se originarían dificultades de uso y de compartición información tanto entre los iPhone y los iPad como con las aplicaciones que utilizan sus señorías lo que obligaría a "duplicar el esfuerzo de desarrollo y posterior soporte y mantenimiento, al margen del coste económico que supondría".