La Guardia Civil tendrá que perseguir a los conductores 'cazados' por los drones para que paguen la multa en el momento

Drones

Una patrulla de la Guardia Civil perseguirá a los conductores 'cazados' por drones para comunicar de inmediato la infracción y que pague la multa de inmediato.

Una patrulla de la Guardia Civil perseguirá a los conductores que hayan tenido un comportamiento indebido en carretera y que hayan sido 'cazados' por un dron, para comunicarles la sanción y que puedan pagar la multa de manera inmediata, en caso de desearlo, y con una reducción del 50 por ciento de la cuantía. La DGT ha puesto en funcionamiento en esta operación salida los drones para control de tráfico y suma más de 1.300 radares en la carretera.

 

Así lo ha asegurado el director general de Tráfico en funciones, Pere Navarro, en una entrevista para RNE recogida por Europa Press, en la que ha explicado cómo será el procedimiento de sanción en caso de ser detectado por uno de estos aparatos. "Cuando se detecta un coche con maniobras irregulares, automáticamente se comunica a la patrulla, lo que nos gusta es comunicar en la propia carretera de la infraccion por el efecto que tiene de inmediatez", ha comentado Navarro.

 

Estos drones, que podrán observar a los conductores desde el aire, vigilarán el uso indebido del móvil al volante o el no uso del cinturón de seguridad, acciones que suponen una multa de 200 euros en ambos casos. Además, suponen una pérdida de 3 puntos del carné. Navarro también ha especificado que, en caso de abonar la sanción en el momento de comunicación de la infracción, la cuantía se rebajará un 50% y que existe la posibilidad de pagar con tarjeta de crédito.

 

La flota de drones se incorpora así a la de helicópteros, radares y cámaras, que vigilan el comportamiento de los conductores en las carreteras españolas. Según informó este miércoles la DGT, desde este jueves 1 de agosto, con motivo de la segunda fase de la Operación Salida del verano, empezarán a denunciar tres drones de los once de los que dispone.