Destruyen una granada de mortero hallada en el desván de una vivienda en Barruelo de Santullán

Efectivos del Equipo de Desactivación de Explosivos (EDEX) de la 12ª Zona de la Guardia Civil de Castilla y León, con sede en Burgos, han destruido de forma controlada una granada de mortero mediante la técnica 'cámara de expansión'.

Según han informado fuentes del Instituto Amado, las actuaciones se iniciaron cuando una vecina de la localidad de Barruelo de Santullán comunicó a la Patrulla del Seprona de la localidad el hallazgo, en el desván de su vivienda, de una granada para mortero.



Personado en el lugar personal especialista del Equipo de desactivación de Explosivos de la Guardia Civil, con base en Burgos, se comprobó la existencia de dicho proyectil, sistema Valero de 81 milímetros modelo 1993, que carecía de seguros y con toda la carga explosiva.



Tras un minucioso reconocimiento del desván fue encontrada una granada rompedora de 75 milímetros para cañón de campaña sistema Shneider modelo 1906 de 75/28, un recipiente para transporte de suplementos para granada y un casco Adrian francés utilizado por el Ejército Popular de la República.



Se procedió a la protección y acordonamiento de la zona, así como al desalojo de la vivienda, ante el riesgo de explosión.



Posteriormente el personal especialista del Equipo de Desactivación de Explosivos de la Guardia Civil procedió al traslado tanto de las municiones como el envase porta suplementos, con las debidas medidas de seguridad, hasta una cantera abandonada en la localidad de Vallejo de Orbo, donde fue destruida una hora más tarde.