Desmadre en una fiesta con 22 personas en un piso: lanzan una barra de hierro y una silla por la ventana

La Policía Local de Salamanca detuvo a un joven de 19 años por arrojar una barra de hierro de 1,20 metros y una silla por el balcón de una vivienda ubicada en la avenida de Italia de la capital.

Un joven de 19 años ha sido denunciado por la Policía Local de Salamanca por arrojar desde el balcón de un tercer piso una barra de hierro y una silla, que a punto estuvieron de lesionar a una viandante de 60 años cuando caminaba por la acera.

 

Los hechos ocurrieron en un inmueble de la avenida de Italia, a las nueve y media de la mañana del domingo, día 28. Un testigo presencial, alertado por los ruidos procedentes de la vivienda, indicó a los agentes el piso desde el que se lanzaron los objetos mencionados.

 

Los policías locales subieron al domicilio indicado e identificaron al joven que lanzó la barra –de 1,20 metros de longitud– y la silla, contando para ello con la colaboración de los arrendatarios y de varios de sus ocupantes, que estaban celebrando una fiesta.

 

Precisamente, las protestas de los vecinos del inmueble, debido a los ruidos que se estaban produciendo tanto en el interior de la vivienda como en el balcón exterior de la misma, desde donde se arrojaron la barra y la silla a la vía pública, determinaron el desalojo inmediato por parte de la Policía Local. En su interior se encontraban 22 personas que abandonaron el inmueble sin incidentes.

    

Además del joven denunciado por arrojar los objetos, la Policía Local filió a dos estudiantes como arrendatarios responsables del piso desalojado, que deberán hacerse cargo de las sanciones correspondientes por sendas infracciones a las ordenanzas de ruidos y de convivencia ciudadana.