Castilla y León aplaca la mortalidad Covid con la cifra semanal de fallecidos más baja desde hace un año
Cyl dots mini

Castilla y León aplaca la mortalidad Covid con la cifra semanal de fallecidos más baja desde hace un año

Enfermo de Covid tratado en un hospital español. Foto: EP

La comunidad firma la mejor semana en mortalidad desde julio de 2020 y la ciffra más baja de positivos desde agosto del año pasado.

La comunidad de Castilla y León ha registrado cuatro fallecimientos con COVID-19 confirmado en la pasada semana -entre el lunes 14 de junio y hoy, día 21-, lo que supone la cifra más reducida en siete días desde finales de julio de 2020. Según las estadísticas del portal de Datos Abiertos de la Junta de Castilla y León, los registros relacionados con la pandemia del coronavirus siguen a la baja y la incidencia acumulada se sitúa este lunes en 34 casos por cada 100.000 habitantes a 7 días y en 78 a 14.

 

El descenso es continuado desde hace semanas y también se traslada claramente a las cifras de personas fallecidas, ya que desde el pasado lunes, 14 de junio, solo se han contabilizado cuatro muertes más por COVID-19, tres de ellas en la provincia de Valladolid y una en la de León. Se trata de la cifra más baja en una semana desde la del 27 de julio de 2020, cuando se registraron tres. Aunque este dato ya es reducido desde hace varias semanas, pues la precedente, del 7 al 14 de junio, ya se sumaron siete.

 

En cuanto a los casos positivos confirmados, en la semana del 14 de junio se han sumado 847, por primera vez por debajo de los 1.000 casos semanales desde la primera quincena de agosto de 2020.

 

En cuanto a los datos de los indicadores del semáforo COVID-19, todos ellos se sitúan de nuevo fuera de los niveles más altos, al pasar este lunes a 'medio' el registro de la ocupación de las camas en unidades de cuidados críticos por pacientes con COVID-19 --14,8 por ciento--. Actualmente, las unidades de críticos de los hospitales de Castilla y León acogen a 59 pacientes de COVID-19, cifra similar a la que se daba en torno al 20 de septiembre de 2020.

 

Por provincias, se mantienen cuatro de ellas en niveles alto o muy alto de ocupación --por encima del 15 por ciento--, como es el caso de Palencia, con el 40 por ciento; Ávila, con el 39 por ciento; Soria, con el 28,6 por ciento; y Burgos, con el 20 por ciento. A continuación figuran León, con un 13 por ciento; Valladolid, con un 12 por ciento y Zamora, que durante varias semanas no tenía pacientes ingresados en las UCI pero que ahora vuelve a tener dos que representan una ocupación del 10,5 por ciento, en nivel de riesgo medio. Con niveles más bajos están las UCI de Segovia, con el 6,4 por ciento; y de Salamanca, con el 3,7 por ciento.

 

Mientras tanto, la incidencia acumulada a 14 días ha bajado 23 puntos en la última semana, al pasar de 101 casos por 100.000 habitantes el pasado lunes a 78 este día 21. El registro más elevado entre las provincias corresponde todavía a Valladolid, con 103 casos por 100.000; seguida por Burgos, con 94; León, con 90; Ávila, con 78; Zamora, con 77; Palencia, con 59; y Segovia, con 57, todas ellas en nivel de riesgo medio en este indicador. En nivel bajo siguen Salamanca, con 35; y Soria, con 26.

 

En cuanto a la incidencia acumulada de los últimos 7 días, ha bajado nueve puntos en la última semana, al pasar de 43 a 34 casos por 100.000. En este caso, es León la provincia con una tasa más elevada, con 47 por 100.000; seguida por Burgos, con 42; Valladolid, con 40; Zamora, con 29; y Ávila, con 32, en nivel medio. En nivel bajo de riesgo figuran Palencia, con 24 casos por 100.000; Segovia, con 21; Salamanca, con 19; y Soria, con 12.